Tratamientos caseros para el cabello efectivos y fáciles

Existe una galaxia en lo que se refiere a tratamientos caseros para el cabello. Cuidar el cabello de forma natural es una realidad y aquí te mostraremos los principales tratamientos para el cabello de acuerdo al estado actual de su salud capilar o el problema que tenga su cabello, debido a los distintos factores.

Tratamientos caseros para humectar el cabello

trasplante-capilarLo más popular en tratamientos caseros para el cabello (que necesita ser humectado), se encuentra en la aplicación directa de la sábila o aloe vera. Como todos saben, el contenido de aloe vera -está demostrado- contribuye a la salud del cabello proporcionándole principalmente mucha docilidad y humedad. En todo caso, combate de una forma eficiente el cabello que se quiebra fácilmente con el contacto o el trajín diario. Existe gran variedad de productos para el cabello en el mercado, que están basados o publicitan su contenido enriquecido con el aloe vera. Por otra parte, cada vez es mayor el número de personas que prefieren usar el aloe vera de forma directa. Para ello cortan la hoja o penca del aloe vera en dos y ese contenido denso o pastoso, traslúcido, se lo aplica después de lavar el cabello, es decir, antes de hacer el enjuague. Entonces lo dejan reposar por unos veinte minutos, para después proceder al enjuagado cotidiano del cabello.

Tratamientos caseros para el cabello seco

La palta es quizás el principal refuerzo para el cabello seco, y uno de los mejores tratamientos caseros para el cabello. Se le aplica en forma de crema, es decir, se aplasta el cuerpo de la palta en un pequeño bowl o recipiente.  Con un tenedor se lo va uniformizando hasta que la mezcla se vuelva suave, con la textura aproximada a una crema de enjuague y es porque precisamente la utilizaremos a manera de crema de enjuague. La palta o aguacate se dispersa totalmente por el cabello, de manera que finalmente, después de media hora, se lave como normalmente se hace. Este tratamiento casero para el cabello tiene la facultad de mostrar resultados a mediano plazo, estamos hablando de 6 a 8 semanas si es que se usa de manera regular.

Otras personas hacen uso de la miel y crean otras variantes de tratamientos caseros para el cabello. La miel es, por sus características internas, uno de los principales ingredientes en lo que al cabello se refiere. Por lo general la mayoría de mascarillas caseras para el cabello están basadas en la miel, palta y huevo. La combinación de estos se deja siempre a libre elección pero de todas maneras siempre es bueno tener cuidado al mezclar la mayoría de los productos, en todo caso debe hacerse con mucha responsabilidad.

tratamientos-caseros-para-el-cabello-seco

Tratamientos caseros para el cabello graso

El cabello graso es un problema que afecta a una población mayoritaria. Sus causas se vienen investigando, pero intervienen siempre factores genéticos, aunque acentúan esta condición los componentes normales como el clima, las condiciones atmosféricas adversas entre muchos otros que predisponen a las personas a tener este incómodo problema.

Los tratamientos caseros para el cabello que ayudan por lo general a combatir el cabello graso suelen ser:

Las hierbas naturales: Hierbas como el romero y la menta, se preparan en forma de infusión y se aplican como pequeños baños de agua tibia sobre el cabello graso. El agua tibia se usa, porque todos conocemos el efecto del calor sobre la grasa, y más bien las hierbas actúan a manera de blindaje para que el cabello no reincida en su condición de graso.

Tratamientos caseros para el cabello maltratado

El cabello sufre distintos tipos de afecciones que lo van dañando de forma paulatina. Una de ellas es el calor. El efecto del calor sobre el cabello suele ser devastador. El efecto del calor sobre el cabello está subestimado, muchos piensan que, como recibimos calor de forma regular sobre el cabello este se va adaptando y el daño es mínimo. Eso es una mentira. El daño que recibe el cabello por acción del calor se materializa de forma gradual. En poco tiempo vemos que el cabello sufre empezando por las puntas que se empiezan a resquebrajar y como una enfermedad, va avanzando hasta apropiarse completamente en un gran sector de las hebras del cabello mismo.

El mejor tratamiento casero para el cabello maltratado es el huevo. El huevo tiene un marcado efecto sobre el cabello, haciendo que éste se vaya reconstituyendo mientras se lo aplica de forma gradual.

Por lo general, hay distintas formas de preparar mascarillas caseras para el cabello a base de huevo, una de ellas es:

Tomar sólo la yema del huevo, mezclarla con aceite de oliva y aplicarla sobre el cabello. Luego proceder a enjuagar como se hace de forma habitual.

Otra consiste en tomar la clara y hacer un batido, el resultado es una especie de crema que se agrega sobre el cabello y se deja reposar antes de hacer el enjuague.

Sin embargo, una forma absoluta de usar el huevo, es batir ambas partes (clara y yema). Con eso se busca aprovechar al máximo las propiedades del huevo. Se hace una crema que se aplica de forma directa sobre el cabello.

Tratamientos caseros para el frizz

El frizz es un incómodo problema mediante el cual, el cabello siempre se eleva de forma exagerada. Al final el volumen de cabello es demasiado alto, no se ve bien. Es un problema incómodo cuyo origen se basa principalmente en el clima seco y el calor.

Por ello mismo, para mitigar este problema en lo general se requiere de productos humectantes como el aceite de oliva, el mismo aloe vera, pero no debemos olvidar un producto muy importante en la actualidad: la queratina.

La queratina viene cobrando muchísima importancia porque precisamente combate de forma instantánea el frizz. Es un tratamiento para el cabello que se aplica después de que se lava el cabello. Luego se procede a secar y planchar el cabello de forma convencional, y finalmente tenemos como resultado un cabello dócil, fino y de una gran belleza.

Cuidar el cabello es muy importante, y si se hace uso de tratamientos caseros para el cabello, pues es mucho mejor porque así nos aseguramos de que no habrán efectos secundarios a futuro.

Dejar un buen comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *